Caso Weis / Descifrando los últimos días de la victima

El caso de la desaparición y posterior asesinato de Carlos Weis (51) sigue teniendo en vilo a la opinión publica. Desde el sábado ( en el que se encontro el cadáver de Weis en un camino rural del partido, el fiscal a cargo del caso Pedro Illanes ordeno una serie de pericias, para desmenuzar los últimos días de la victima. el fiscal estuvo el lunes por la tarde reunido con la cúpula policial local, hasta altas horas de la noche, en esa dio instrucciones a los investigadores sobre la linea a seguir en la investigación.

Si bien el hermetismo es absoluto, este medio consulto con personas relacionadas con la causa y todos los testimonios indican que la investigación se esta centrada en tres lineas de investigación de elementos muy cercanos a la victima, mas allá del análisis de los llamados realizados y recibidos por Weis en los últimos días, también se analiza exhaustivamente los movimientos económicos y el capital que la victima habría producido con el usufructo de la explotación de la cantera de tosca (Áridos Las Moras) de la que el era socio.

Si bien los investigadores no descartan ningún móvil, la característica de las heridas recibidas por Weis por parte de su o sus asesinos, son objeto de análisis. Si bien la causa de muerte no pudo ser determinada con el procedimiento de la operación de autopsia, se cree que Weis murió a causa de un paro paro cardo respiratorio a causa de las heridas recibidas. Weis tenia todas las costilla fracturadas y una fractura en su maxilar a causa por un golpe fuertisimo. Los investigadores están devanando una madeja, compleja, uno de los investigadores le confió a este medio ” Lo que mas nos sorprendió es la forma en que lo mataron, por el tema de los precintos, la bolsa los golpes y la violencia, sospechamos que podría haber sido victima de una banda bien organizada y muy violenta. Es muy probable que weis tuviese “algo” que sus asesinos querían obtener y por eso lo torturaron hasta la muerte, otro dato curioso es la desaparición de la camioneta”. Consultado sobre la resolución del caso fue categórico, “En cuanto podamos establecer el móvil es cuestión de tiempo tarde o temprano los asesinos de weis van a caer”